Zongolica.- Con el objetivo de costear una operación urgente de corazón para la joven Rosalba Xochiquiquisqui Zopiyactle, un grupo de 20 ciudadanos han comenzado una campaña de barrido y limpieza de banquetas a cambio de propinas, pues su objetivo es juntar alrededor de 15 mil pesos en dicha intervención quirúrgica.

Marcos Rojas García es quien lidera esta iniciativa desde hace dos años, sin embargo aclaró que es la buena voluntad de la ciudadanía la que ha podido motivar logros en personas de escasos recursos y con enfermedades crónico degenerativas.

“Rosalba es una chica de Apanga que necesita de manera urgente esta operación, la cual tiene un costo de 15 mil pesos, ya tocó todas las puertas y lamentablemente no tiene respuesta favorable, tiene 19 años, con deterioro en la clase funcional del corazón, disnea de medianos esfuerzos”, acotó Rojas García.

Este tipo de actividades las han venido realizando desde hace mas de dos años enfocados a pacientes con cáncer, discapacitados y personas de escasos recursos en los municipios de la sierra de Zongolica, por lo que a través de vendimias y donaciones de la ciudadanía ha ido creciendo una iniciativa en pro de la caridad y el altruismo, en beneficio de la gente.

“Iniciamos desde hace dos años, no tenemos nombre, ni logo, y lo necesitamos para poder tener un poco de independencia, iniciamos 2 personas y ya somos como 20, nosotros somos los del trabajo físico, pero la ciudadanía es la que da los apoyos, cada vez se suman mas, con vendimia, dinero o hasta mano de obra y en estos dos años hemos ayudado a mas de 20 personas”, dijo el docente.

Finalmente cabe resaltar que el pasado fin de semana recaudaron 8 mil 951 pesos que irán destinados para el apoyo de Karina Tepole, Lucila Mayahua y Jaime Tzitzihua en la compra de pañales desechables.

“Haremos la visita para apoyar a un joven de dos caminos, un señorita de Amatepec, otra de Apanga y un bebe que vive por la salida de nuestra ciudad, se encuentran enfermos, tenemos que ver de que manera podemos aportar un granito a su situación”, concluyó.


Jesé Isaí Cortés R.

El Mundo de Orizaba