Región.- Más de 300 toneladas diarias de basura se juntan de al menos 20 municipios, de las cuales se presumen que sea al menos el 70 por ciento los que son depositados entre rellenos sanitarios y tiraderos a cielo abierto, el resto la gente tiende a tirarlos en barrancas, ríos y arroyos provocando una foco de infección.

Gran parte de los residuos sólidos que se generan, más de la mitad va a parar a tiraderos de cierto abierto, sin embargo la gente no ha hecho conciencia que el plástico tarda entre 100 a 200 años en degradarse liberando sustancias tóxicas, en el caso de algunos botes de refresco o cerveza, estos van a parar al mar y se han encontrado especies marinas estranguladas, reconoció el presidente del Consejo Intermunicipal Ambientalista (CIMA), Graciano Illescas Téllez.

En el caso del relleno sanitario de Nogales es uno de los primeros en Veracruz que da servicio a al menos unos 20 municipios de la región y permite solventar ese daño de la liberación de residuos sólidos al ambiente, aún así, siguen siendo Córdoba y Orizaba los que generan más de mitad de basura por ser de los municipios más urbanizados.

“Todavía hay gente que sigue haciendo depositando su basura en el río Blanco e incluso en las calles de la ciudad, lo cual todavía es grave porque la gente no tiene la cultura de no contaminar”, afirmó.

Y es que señaló que la contaminación del río Blanco afecta a los cultivos por donde pasa de municipios más abajo, así como a los que se dedican a la pesca y deteriora el paisaje desalentando la inversión extranjera y turistas.

Sin embargo, los municipios de la parte alta del volcán y la Sierra de Zongolica no cuentan con este servicio, por eso todavía se sigue depositando mucha basura al ambiente, afectando los arroyos y nacimientos de agua.

“Nos hace falta trabajar en la separación de residuos desde la casa, y también un sistema de recolección de limpia en dónde los camiones recolectores hagan lo mismo”, aunó.

Ante este problema, aseguró que hace falta que la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) controle los delitos que se comenten en contra del ambiente, pero no tienen la capacidad en recursos humanos,  financieros ni de logística para poder erradicar este problema.

Por lo que aseguró que hace falta combinar educación ambiental con la aplicación de la Ley, por que en Veracruz no se respeta ni se multan a los que agreden al medio ambiente.


LUCY RIVAS A./EL MUNDO DEORIZABA