Ciudad de México.- Los aumentos en el costo de la gasolina y las tarifas de luz son la constatación del fracaso de la reforma energética y ante eso los Secretarios Luis Videgaray, de Hacienda, y Pedro Joaquín Coldwell, de Energía, deben renunciar, consideró Rocío Nahle, coordinadora de Morena en la Cámara de Diputados.

En entrevista, la legisladora dijo que el artífice de la reforma fue Videgaray y el responsable del tema energético es Coldwell y que tanto el uno como el otro prometieron, cuando se discutió y aprobó en el Congreso la reforma energética, que los precios de la gasolina y la electricidad bajarían.

"Pedro Joaquín y Videgaray deben de renunciar si tienen un poquito de decencia, un poquito de vergüenza y de respeto por el pueblo de México. Pedro Joaquín se la pasa haciendo negocios en la Secretaría de Energía y Luis Videgaray es una tras otra de un proyecto fallido", manifestó.

Quien también debe dar explicaciones, sostuvo, es el actual dirigente nacional del PRI, Enrique Ochoa Reza, quien fue uno de los grandes promotores de la reforma en el sector y que ahora busca deslizar la responsabilidad acusando que los diputados fueron quienes autorizaron una banda de flotación del tres por ciento para ajustar el precio de las gasolinas.

"Ochoa Reza fue promotor de la reforma energética, Ochoa Reza, como pago a ser impulsor de las privatizaciones, le dieron la subsecretaría de hidrocarburos, luego le dieron la dirección de la CFE y hoy dice que por culpa de los diputados -que fueron los de su partido el PRI, eh- es que suben las gasolinas", reprochó.

La diputada del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) afirmó que desde el principio el Gobierno mintió sobre los supuestos efectos positivos que traería la reforma energética, pues su propósito principal fue el permitir el hacer grandes negocios en ese sector.

"Mintieron, efectivamente, mintieron desde un principio (...) lo que están haciendo son negocios desmedidos mientras tienen al País en el colapso", acusó.

Reforma