Ciudad de México.- Los Secretarios Miguel Ángel Osorio Chong, de Gobernación, y Aurelio Nuño, de Educación, firmaron un acuerdo para reforzar las acciones contra la violencia a niñas y jóvenes en las escuelas.

Nuño explicó que corresponderá a la SEP desarrollar materiales educativos, tanto en papel como digitales, para la concientización de este fenómeno entre alumnos, maestros y también padres de familia.

En el salón Juárez de la Segob, Nuño anunció que darán capacitación a maestros y padres de familia, revisarán y mejorarán los protocolos existentes para actuar en las escuelas ante casos de violencia, particularmente de género.

Los nuevos planes y programas de estudio, abundó, tendrán de manera transversal un alto contenido para la equidad de género y para combatir y erradicar la violencia en contra de las mujeres.

"Para poder erradicar de raíz la violencia en contra de las mujeres y la discriminación, tenemos que empezar () desde el inicio; esta condición de discriminación y diversas formas de violencia en contra de las mujeres están presentes desde la familia, están presentes en la escuela". manifestó.

"Están en el trabajo, en las relaciones de pareja y una manera de romperlas frontalmente es que desde que somos muy pequeños, desde la educación básica, se haga conscientes a las niñas y los niños de sus derechos, de la igualdad, de qué es lo que implica la violencia".

En su oportunidad, Osorio Chong anunció la puesta en marcha de una serie de acciones y programas para prevenir desde la escuela la violencia contra las mujeres, como campañas para erradicar los estereotipos.

También se incluirá la perspectiva de género en cada materia y programa que se ofrece a los niños, y se revisarán los contenidos de los libros de texto para evitar que desde ahí se promueva el sexismo o la discriminación.

"Se trata evitar que se le enseñe a los niños roles o actitudes que fomenten el machismo o la violencia contra las mujeres, haciéndoles ver las graves consecuencias que ésta puede tener en la vida de una persona, de una familia o incluso una comunidad entera.

"La violencia es producto del aprendizaje adquirido y ese se da en primer lugar en los hogares, en ese sentido hay que enseñarles desde temprano a niñas, niños a jóvenes, que la violencia hacia las mujeres no es normal, jamás es aceptable y nos lastima a todas y a todos", aseguró.

Reforma