El núcleo duro de la UE exigió ayer al Reino Unido que se siente "cuanto antes" a negociar los términos de su salida del bloque y empezó perfilar el dibujo de una nueva Unión a 27 que será más "flexible".

"Ese proceso debe empezar lo antes posible para poder concentrarnos en el futuro de Europa", afirmó el ministro de Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier, al término de la reunión que celebró en Berlín con sus homólogos del resto de países fundadores de la UE (Francia, Italia, Luxemburgo, Holanda y Bélgica).

Los seis ministros quisieron así salir al paso de las declaraciones del primer ministro británico, el conservador David Cameron, quien aseguró ayer que dimitiría a principios de octubre.

Por otro lado, en Londres, una petición ciudadana ante el Parlamento británico para que el Reino Unido celebre otro referéndum sobre la permanencia en la Unión Europea (UE) superó ayer los 1,5 millones de firmas.

Agencia EFE