II César Carrillo

El Mundo de Orizaba 


Debido a la fuerte demanda que tiene el albergue La Esperanza del DIF de Orizaba, a partir de 2017 los menores que se encuentren en el albergue por tiempo indefinido pero que no puedan ser dados en adopción debido a diferentes circunstancias, podrán acceder al programa “Aldeas Infantiles”, informó la directora del DIF. 

El Ayuntamiento de Orizaba aprobó mediante Cabildo firmar un convenio de colaboración con el DIF y la organización Aldeas Infantiles SOS, a través de la cual se compromete a brindar recursos económicos para la incorporación de los menores a este sistema de protección. 

Aldeas Infantiles es un proyecto en el cual los menores son integrados a una familia en la cual pueden reincorporarse en su vida cotidiana, ir a la escuela y desarrollar sus actividades cotidianas. 

El sistema de Aldeas Infantiles genera un costo de mil 800 pesos mensuales por niño que es incorporado a este modelo, sin embargo el beneficio es que pueden continuar con su vida. 

El albergue La Esperanza actualmente atiende  a 20 niños de la región, al ser el único en la zona que se encuentra excedido. 

La directora del DIF, María de Jesús Lizaso, explicó que en muchas ocasiones hay menores que no pueden ser dados en adopción debido a que tienen que resolver su situación jurídica luego de pasar por situaciones críticas y son estos menores los candidatos a ser beneficiarios de este programa. 


Protegen derechos

de los niños

En sesión ordinaria de Cabildo se aprobó la formación del Sistema Municipal de Protección de los Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes, el cual será presidido por el alcalde Juan Manuel Diez Francos. 

En su ausencia sería suplido por Enrique Hernández Olivares, mientras que María Antonieta López Yáñez, regidora quinta, será titular de la comisión del Desarrollo Municipal y Regional. 

Mientras tanto Mario Alberto Arenas, coordinador de Educación, fue nombrado como secretario ejecutivo del sistema de protección.