De no repararse a la brevedad el socavón en el acotamiento de la autopista Puebla-Córdoba en el tramo Jalapilla-Escamela podría colapsar por completo la vía de comunicación por paso de vehículos pesados, por lo que fue parcialmente cerrado un carril.

Personal de Caminos y Puentes Federales de Ingresos y Servicios Conexos (Capufe), informó que parcialmente fue cerrada la vialidad por los trabajos que se están realizando en el libramiento, cerca de la empresa Coats, esto por las intensas lluvias en la región, y que en lugar se encuentran unos conos para indicar la zona de peligro.

Se mencionó que el hundimiento en la vía de comunicación tiene de ancho 3.70 metros y de largo 12.10 metros, pero los trabajadores indicaron que de no repararse a la brevedad podría colapsar por completo, esto por el paso de vehículos pesados, ya que tiembla cada vez que uno pasa, siendo este el motivo por el cierre de un carril y por los trabajos de reparación.

Asimismo el personal de Capufe mencionó que los hechos se suscitaron la madrugada del domingo, reportándose un socavamiento paralelo a la autopista Puebla-Córdoba en el tramo Jalapilla-Escamela, en el kilómetro 274+800, cerca de la empresa Coats, por lo que exhortaron a los automovilistas a extremar precauciones.

Aunado a esto, los trabajadores, señalan que están realizando un cerco para prevenir otro hundimiento, puesto que se está fracturando la carpeta asfáltica, así como también indicaron que dependiendo a las condiciones climáticas podrían tardar hasta un mes en reparar la carrera, recordaron que inicialmente era de tres metros pero por el agua del arroyo Los Totolitos, que pasa justamente debajo de la autopista, se hizo más grande el socavón.





Teresa Hernández

El Mundo de Orizaba