A pesar de que autoridades afirman que la inflación en México ha llegado a su tope máximo, diversos elementos todavía podrían incidir en que tenga algún aumento en lo que resta del año, además de que al inicio de 2018 continuaría el alza, consideró el economista Juan Carlos Esqueda Arias.

Cabe destacar que la inflación dobló la expectativa del Banco de México que la tenía contemplada en 3%.

Durante septiembre la inflación se mantuvo en el orden del 6.35 por ciento anual, retrocediendo ligeramentedespués de ubicarse en agosto en 6.66%, la mayor registrada en el último año y la más alta en 16 años.

Las negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (Tlcan), así como la liberación de los combustibles como el gas que sube de manera incontrolable, serían algunos de los factores.

Indicó que las reacciones a los sismos fueron factores que influyeron en que la inflación se mantuviese estacionada, debido a que empresas dieron sus servicios gratuitos como el metro y las telefónicas.

En dado caso, las negociaciones del Tlcan serían un detonante considerando la posición de Donald Trump que no ha cambiado, pero también las posturas de Canadá que ve al gobierno mexicano como un obstáculo para emprender acciones de beneficio para su país, con los sueldos menos competitivos, entre otras variantes.



César Carrillo

El Mundo de Orizaba