Guatemala.- El exgobernador Javier Duarte de Ochoa se reservó su derecho de aceptar o no la extradición de Guatemala a México por los delitos de delincuencia organizada y uso de recursos de procedencia ilícita.

Durante la audiencia en el Tribunal de Narcoactividad y Delitos contra el Ambiente en Guatemala, Duarte señaló que esperará a que el Gobierno mexicano envíe de manera formal la solicitud de extradición a Guatemala para tomar una decisión.

Al tomar la voz señaló: “No puedo allanarme hasta que llegue la solicitud y sea evaluada por la defensoría, me reservo el derecho hasta la solicitud y una vez siendo evaluada, pueda determinar, si pueda allanarme o me reservo el derecho”.

Durante la audiencia, que duró más de dos horas y media, el abogado defensor Óscar Passán solicitó la presencia del abogado mexicano Paulo Campuzano de la Mora, para que se le permita estar presente en la audiencia como asesor de la defensa, pues conoce hechos de los cuales los abogados de Guatemala desconocen, en virtud de que apenas la mañana de ayer fueron entregadas las copias de la petición del Estado mexicano.

Los tres jueces del tribunal solicitaron un receso de poco más de 20 minutos para decidir sobre el tema.

Luego del receso, César Adán García, juez del tribunal quinto de sentencia penal-narcoactividad, formalizó la detención y ordenó su reclusión en el Penal militar de Matamoros, donde ya estaba recluido inicialmente.

 

Confiesa tener 6 meses en Guatemala

A las 2:30 de la tarde hora de México, inició la audiencia del exgobernador en el Tribunal de Narcoactividad y Delitos contra el Ambiente.

En los primeros cuestionamientos que respondió al juez, el expriista confirmó su nombre y edad, y dijo que desde hace seis meses reside en Guatemala.

 

AVC Noticias