Al menos 4 mil empresarios de la zona de Orizaba estarían dejando de pagar sus aportaciones del 3 por ciento de la nómina hasta que finalice el gobierno de Javier Duarte.

Esta medida sería tomada si el Congreso del Estado aprueba que este recurso sea utilizado para el pago de deuda y no para la construcción de infraestructura.

Así lo aseguró el presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) en Orizaba, Omar Kuri Ceja, quien explicó que como iniciativa privada han estado privilegiando el diálogo porque “somos los generadores de gran parte de este impuesto y de los empleos”, mientras que los diputados locales están cerrados a escuchar. 

“Nosotros representamos a unos 4 mil empresas de aquí en toda la zona, a las cuales les estaríamos haciendo el exhorto de que no se pague la nómina en lo que resta de la administración de Javier Duarte de Ochoa, hacemos el llamado de que no se pague el impuesto. Estamos hablando que son miles de millones de pesos, no tenemos el dato preciso de cuánto es pero sí es una buena cantidad”, dijo.

De esta forma, manifestó que como sector empresarial lo que buscan es ser escuchados y  exigen que el recurso sólo sea usado para “lo que se creó” que es infraestructura y que genera una mayor cantidad de empleo, situación que se vuelve revolvente. 

Por ello, el empresario indicó que se oponen a que sea utilizado en el pago de proveedores, principalmente porque no se tiene certidumbre sobre si realmente existen los adeudos o que se pueda comprobar la contratación del servicio, ya que el gobierno del Estado no se ha caracterizado por ser transparente.

Kuri Ceja precisó que la posible consecuencia que los empresarios tendrían en el caso de no pagar el impuesto, es ser acreedores de actualizaciones y recargos.

Sin embargo, sostuvo que el impuesto se va a pagar una vez que se termine la administración de Javier Duarte y que se buscarán acercamientos con Miguel Ángel Yunes Linares.

Hoy, los empresarios publican un desplegado en los principales periódicos, para hacer saber su inconformidad contra el pago del 3% a la nómina.


JACQUELINE AVILÉZ

EL MUNDO DE ORIZABA