Nogales.- Elementos de la Policía Federal y Policía Militar sitiaron la tarde de ayer jueves, la congregación de Rancho Viejo en esta ciudad, y aseguraron cinco vehículos de dudosa procedencia, los automotores decomisados quedaron bajo cadena de custodia en la Fiscalía de Asuntos Diversos.

El operativo policiaco se estableció a las 15:30 horas, aproximadamente, cuando un convoy de elementos de la Policía Federal tomó por sorpresa a los habitantes de Rancho Viejo, cercando las entradas y las salidas, paralizando el tráfico vehicular.

A decir de algunos testigos, mencionaron que los federales llegaron a bordo de varias camionetas con el logotipo oficial de Policía Federal, atrás de ellos, dos grúas, estableciendo un perímetro en los contornos de la comunidad.

Dijeron que durante el operativo, las fuerzas federales, aseguraron dos camionetas y tres vehículos pequeños, que fueron asegurados y fueron trasladadas al encierro de grúas quedando probablemente a bajo cadena de custodia de la Fiscalía de Asuntos Diversos para su investigación, presumiéndose que se trate de vehículos robados.

Los habitantes mencionaron que el operativo tuvo una duración de más de una hora, sin embargo, la Fiscalía General del Estado como ya es costumbre se mantuvo hermética a los movimientos que efectuó la Policía Federal en coordinación con Policía Militar.



De la redacción