Yanga.- Un campesino de la comunidad Tranca del Perro recibió un disparo en la pierna al enfrentarse balazos anoche contra elementos de la Policía municipal. El sujeto disparó contra un policía que llevaba chaleco antibalas y después cayó al suelo. Los médicos reportaron su estado de salud como fuera de peligro.

Informes de la comandancia de la Policía municipal indican que el enfrentamiento entre el sujeto y los elementos ocurrió alrededor de las 20:50 horas. Fue una llamada a la comandancia la que alertó al turno de guardia de que en la avenida principal había una discusión familiar y que un hombre en presunto estado de ebriedad llevaba un arma de fuego en la mano y amenazaba a las personas.

Los preventivos municipales acudieron al punto citado y se encontraron a Manuel Cruz Franco, de 43 años, quien estaba amedrentando a su madre. “Ese señor de por sí es así cuando toma. Ya a varios los había amenazado hace tiempo”, afirmó un vecino. Uno de los policías le pidió a Manuel que soltara el arma que portaba, sin embargo, el hombre se negó y en lugar de eso disparó contra el elemento municipal con la escuadra calibre .45, aunque el proyectil impactó contra el chaleco metálico del policía.

El policía respondió con un disparó que acertó en la pierna de Manuel, quien cayó al suelo a causa del dolor. “El poli se salvó por poquito. Si no llega equipado, se lo truenan, desde mi casa vi todo”, narró otro lugareño. Los policías resguardaron el área e hicieron la cadena de custodia. El herido fue trasladado a un hospital en Córdoba, donde permanece custodiado por elementos municipales, debido a que está en calidad de detenido.