Con una brillante actuación, la orizabeña Geraldyne Sánchez Velueta se colgó la medalla de oro en la Paralimpiada Nacional 2017, que hace días se realizó en Colima, siendo la primera en su corta trayectoria dentro del atletismo adaptado.

Obteniendo la presea dorada en la prueba 4 por 100 metros como parte del equipo de Puebla, categoría Juvenil Mayor, clasificación T2 destinada para atletas con discapacidad visual, en su caso al padecer por herencia retinosis pigmentaria que es una distrofia ocular.

Además de su participación en los 4 por 100 metros, Geraldyne también compitió en lanzamiento de bala, jabalina y 100 metros planos, en las cuales logró establecerse entre las deportistas más hábiles, aunque no ganó medalla.

Para esta edición de Olimpiada, Geraldyne representó al Estado de Puebla debido a que actualmente se encuentra cruzando la carrera de fisioterapia deportiva allá, pero en su corazón tiene muy presente a Pluviosilla, por lo que para ella este logro es completamente orizabeño.

“Obtuvimos buenos resultados en la mayoría de las pruebas, fue una experiencia de la cual aprendes mucho, ves el esfuerzo de todos y es algo que motiva, regresas convencido que nada es imposible, entonces yo los invito a que sigan adelante para que vean que no solamente hay campeones olímpicos sino también de la vida”, compartió emocionada Geraldyne en su visita a EL MUNDO, donde también mostró su medalla.

Trabajo

Por ahora, la deportista orizabeña continuará entrenando intensamente bajo el mando del profesor David Pérez Medellín, como a parte del equipo Sherpa Kiss, enfocada en el Campeonato Nacional de Primera la Fuerza, a realizarse a finales del mes de octubre.

Además, dijo que su sueño es clasificarse años Juegos Parapanamericanos Lima 2019.



Mary Chuy Rodríguez

El Mundo de Orizaba